Joe Arroyo por Hilario Cuenú

Cuando un equipo está en la buena todo es permitido. Hasta que uno de sus defensas agarre la cámara de un programa deportivo y debute, en el camerino, como realizador audivisual. Esta es la historia del videoclip de este tema del gran Joe Arroyo, opera prima de Hilario Cuenú. Fue en los felices días que vivió Santa Fe a finales del 2000 poco antes del oscuro episodio que echó por el retrete la gran campaña de los entonces dirigidos por el amigo de esta casa Fernando «Pecoso» Castro. La cámara y postproducción de la pieza corrieron por cuenta del programa, gratamente recordado, «Sin amarillo azul y rojo» que ese año se emitió por el canal privado de Bogotá. Cuentan las malas lenguas que la experiencia ganada por Hilario le ha servido hoy para cubrir algunos sobregiros oficiando como director asistente en numerosas producciones de Radiola TV. Con la actuación estelar, directamente desde los balcanes, del bestiarísimo Bogdan Tomic como el onanista de la cortina de paja y desde Hollywood, Wesley Snipes..

7 opiniones en “Joe Arroyo por Hilario Cuenú”

  1. Tomic,Tomic,nunca me imaginé que oiría la voz de semejante personaje.Una vez más,sacada del estadio.

  2. Tomic cada vez le suma otro halo a su leyenda. Ahora existe la posibilidad de que su enérgica celebración del triunfo cardenal aquella memorable tarde, la hiciera recién pajeado.

  3. Leyendo de nuevo la nota que hicieron sobre Bogdan Tomic, encontré este aparte que confirma aquello que pensé que haría la situación aún más bestiarista: "…’El Pecoso’ decidió hacer su tercer cambio y llamo a Tomic, quien llevaba la casaca número 6 y le dio instrucciones durante muchos minutos, casi como si quisiera meterlo"

    Durante muchos minutos? Jajaja, todo eso le tomó al técnico pero haciéndose entender, porque hubiera sido muy hilarante escuchar los balbuceos en inglés del Pecoso, forcejeando a labia emputada con el escueto entender del voivodino pajero..

  4. Para qué, pero Cuenú tiene estilo como camarógrafo… al menos lo hace mejor que otros que dicen ser profesionales en la materia.

    A ese respecto les cuento una anécdota rápida: en un tiempo yo trabajé en un estudio audiovisual y principalmente editábamos videos. Un día llegó una señora a que le editáramos un video de un viaje a Europa, y nos entregó 10 cassettes VHS-C. A la hora del té, las tomas estaban tan pésimamente hechas que nos mareamos al verlas y del video final, que la señora esperaba de 2 horas, no quedaron ni 15 minutos.

    No me acuerdo de Tomic. Lo único que sé es lo que apareció en el Bestiario anteriormente. Y en el video ni idea lo que está diciendo el tipo…

Comentarios cerrados.