El ADN de Jeffrey. Segunda parte

No contento con la herencia de Cardeñosa, Jeffrey y varios delanteros de nuestro país también han demostrado con creces que si como decía Valdano, «Colombia sería campeón del mundo si el fútbol se jugara sin arcos», es por la sangre española. Basta ver a Julio Salinas, ex delantero de Barcelona y La Coruña en USA 1994. Tuvo la oportunidad de meter a España en semifinales (el juego contra Italia iba 1-1) y falló la más fácil ante Pagliuca. Tanto Salinas como España demostraron, incluso, que también tenían un colombianito en su corazón. Quisieron tapar con tierra este garrafal fallo y criticaron el famoso codazo de Tasotti y el penal que el húngaro Puhl no les dio a favor.